Jorge Barrientos.

El arzobispo de Puebla, Monseñor Víctor Sánchez Espinosa, hizo un llamado al respeto por la vida, especialmente, en estos tiempos donde ha incrementado la violencia, asimismo, se refirió al aborto y recordó las palabras del Papa Francisco que han señalado que quien “mata a su hijo en su propio vientre es un sicario”.

Sánchez Espinosa, citó a Ma. Teresa de Calcuta quien decía: “no hay peor crimen que aquel que la madre realiza con su propio hijo en sus entrañas”.

Cabe mencionar Puebla se encuentra entre los estados en los que la práctica del aborto está penalizada y sólo es permisible bajo ciertas circunstancias: en el caso de violación, peligro de muerte, culposo y alteraciones genéticas

En este sentido Sánchez Espinosa, hizo un exhorto a los católicos en la homilía dominical a rechazar las tentaciones y el pecado, en esta Cuaresma, en donde se respete la vida de los demás y darle un sentido humano a la vida propia, monseñor se refirió al aborto, en donde se pronunció en contra, pues el hacerlo también atentan contra el amor a Dios.

Y es que el evangelio de este día habla sobre las tentaciones que enfrentó Jesús en el desierto durante su tiempo de preparación, por ello el arzobispo comparó la situación con la que actualmente se vive en la tierra.

“Respetar la vida desde su concepción y hasta su muerte natural, hay otras formas de pensar, y por sobre so hay que recordar lo que decía la madre Teresa de Calcuta, no hay peor crimen que aquel que la madre realiza de su propio hijo en sus entrañas, incluso el Papa Francisco ha dicho que quien mata a su hijo en su propio vientre, es un sicario”.

Destacó que, si caemos como humanos en las tentaciones que día a día se ponen en nuestro camino, entonces ellas nos devalúan como personas y como cristianos.