Jorge Barrientos.

Luego del linchamiento ocurrido en la zona de San Martín Texmelucan el vocero de la Arquidiócesis de Puebla, Paulo Carvajal Ramos, hizo un llamado a las autoridades de Puebla, a que tomen las medidas necesarias, a fin de evitar este tipo de actos de barbarie; asimismo, conminó a los feligreses y ciudadanos para que retomen el aprecio a la vida.

En este tenor, el presbítero, lamentó los diferentes hechos de linchamiento que se registraron durante esta semana; recordó que el arzobispo de Puebla, Víctor Sánchez Espinosa, ha condenado el desprecio que hay hacia la vida por lo que se sumó al llamado.

“El señor arzobispo ha sido enfático al pedir que la autoridad tome cartas en el asunto, el llamado es para que se recupere ese tejido social que está debilitado”.

Indicó que la sociedad tiene que recuperar los valores que ha perdido, pues es la única manera de coadyuvar para dar solución tanto a los problemas de inseguridad, como a los actos donde se atenta contra la vida como es un linchamiento.

Asimismo, descartó que por el momento se hayan presentado casos donde los sacerdotes han sido visto más de la delincuencia, pues indicó que se les pide estar atentos de lo qué pasa en sus comunidades y conducirse apegados a lo que manda la iglesia.

Foto: .vanguardiaveracruz.mx